LA NUEVA ENERGÍA

Versión para impresiónVersión para impresión
Luego del cambio de la matriz, es el tiempo de la gestión de la demanda dijo Casaravilla en Congreso de Energía Eólica

Después de tres años de “revolución”, en los que el país cambió su matriz de generación hacia las energías renovables, éste es el tiempo de la “gestión de la demanda” para garantizar cada vez mayor calidad y eficiencia en el servicio, dijo el presidente de UTE, Gonzalo Casaravilla.

Para eso, el ente cuenta con nuevas herramientas en aplicación de “la inteligencia” en la gestión de la red eléctrica, lo que le permite poner sobre la mesa “ofertas de oportunidad” a sus clientes. Los medidores inteligentes y la posibilidad de “almacenar” la energía son la base de este nuevo escenario y abren el camino para acuerdos con hogares o empresas a fin de utilizar la energía en los horarios más convenientes y así bajar costos tanto para UTE como para los particulares.

Uruguay incorporó en tres años 1.262 MW de potencia eólica. A fin de 2017 los aerogeneradores aportarán al sistema 1.500 MW. El país pasó de 1% de energía eólica sobre el total generado en 2013, a 22% en 2016 y llegará a 31% en 2017, considerando incluso el autoconsumo. “Hay momentos en que la generación eólica es mayor que la demanda. Eso lo tenemos previsto, lo estamos gestionando”, dijo Casaravilla.

MODIFICAR HÁBITOS DE CONSUMO

Al hablar en el III Congreso Latinoamericano de Energía Eólica que se celebró los días 12 y 13 en el LATU, Casaravilla ofreció varios ejemplos de acciones que UTE ya ha tomado o está instrumentando para gestionar la demanda. Una de ellas es el “traslado de hora”, según el cual “modificamos un hábito de consumo y, con la posibilidad de almacenamiento, logramos un beneficio”, de una forma similar a la que ya existe con la “tarifa inteligente”.

El titular de UTE puso el siguiente ejemplo: “En un parque eólico de 50 MW podríamos generar un ahorro de unos 2,7 millones de dólares anuales por adaptar el consumo al óptimo y almacenar en el sistema”. Para esto se debería mover el horario de consumo de energía de los clientes de acuerdo a una conveniencia mutua, “en vez de consumir en forma directa”.

En el plano doméstico, recordó el “Plan recambio de termotanques”, a través del cual el ente estatal incentivó la compra de calefones Clase A (mayor eficiencia), haciéndose cargo de una parte del costo. “¿Por qué hicimos esto? –preguntó Casaravilla-. Porque el 35% del gasto de energía eléctrica en el hogar es para calentar agua. Es entonces una oportunidad enorme de usar la capacidad de almacenamiento de nuestros clientes para hacer gestión de la demanda”, se respondió.

“Estamos buscando un modelo de negocio en el cual tanto el cliente como UTE tengan un beneficio. Imaginemos que un sábado al mediodía, en que todos quienes tienen tarifa doble horario tienen sus calefones encendidos porque es el tramo más barato, tengamos la necesidad de reducir consumo porque tuvimos un problema y podamos pedir a esos clientes que apaguen sus calefones. Eso puede ser 200 MW instantáneos (de ahorro) para poder gestionar. Eso es gestión de la demanda”, puntualizó.

El jerarca también se refirió a otra forma de gestión de la demanda que consiste en las “ofertas de oportunidad de energía” para el sector industrial. “Desde el año pasado tenemos un plan piloto por el cual hay 34 industrias a las cuales los viernes les decimos: si la semana próxima consume en tal horario, UTE le vende la energía con el 60% de descuento en ese horario. Eso está funcionando. Estas industrias han trasladado su demanda y han hecho un buen negocio con eso y UTE también”, subrayó.  

La posibilidad de mejora no se agota en el comportamiento de los clientes. Casaravilla también se refirió a las posibilidades de actuar sobre la tensión, con cambios a nivel de distribución. Por este mecanismo “podemos pensar en una baja de 10% en la demanda. Eso también es el futuro”, dijo el titular de UTE.

LABORATORIO DE LA REALIDAD

Por su tamaño y sus características, y también por el hecho de que UTE sea una empresa estatal y verticalmente integrada –abarca desde la generación a la comercialización de la electricidad- “Uruguay es un laboratorio de la realidad” para todo el mundo, sostuvo Casaravilla.

En su presentación sobre “La nueva energía y las ofertas de oportunidad en el sector eléctrico”, el presidente de UTE historió el proceso de cambio de la matriz energética y sus beneficios para el país. “La Nueva Energía es el resultado de una nueva matriz de generación, que por diseño tiene en los años normales y secos Ofertas de Oportunidad Gestionables y en años lluviosos se agregan Ofertas de Oportunidad Promocionales”, comentó.

Para los años secos se dispone del “Fondo de Estabilización Energético” –que actualmente asciende a 300 millones dólares- y “en los años lluviosos se puede hacer llegar a los clientes de UTE diversos productos promocionales y beneficios sin que se vea afectado el programa financiero ni los compromisos de gestión proyectados para el año en base a medias históricas”, aseguró el titular de UTE.

COMUNICACIÓN CORPORATIVA Y RESPONSABILIDAD SOCIAL

La nueva energía de UTE, en un nuevo vínculo con la sociedad
Back to Top